Los cánones patriarcapitalistas sobre el comercio con nuestro cuerpo

belleza impuesta
“Había hace años un video que mostraba niñitas a quienes se les preguntaba qué les gustaría cambiar de su cuerpo y las más peques decían cosas fantásticas como orejas de elfo o colas de Sirena, alas, etc.
 
Las que eran alguito mayores ya querían cortarse la panza, cambiarse el pelo, quitarse cachetes…
 
Es terrible cómo nos condicionan para no poder disfrutar de lo único que realmente nos pertenece, que es nuestro maravilloso cuerpo.
 
Haciéndonos odiarlo seamos cis, trans, hétero, lesbianas, xxy, varones gay, etc. 
 
Toda identidad feminizada “tiene algo mal” por no encajar con los cánones patriarcapitalistas sobre el comercio con nuestro cuerpo y el poder económico que logramos a través de su explotación.
 
Y ahí hacen el negocio de las cirugías, cremas, tratamientos, dietas, edulcorantes, etc.
Haciendo que nos odiemos a nosotras mismas, les aliviamos el trabajo de tenernos bajo su ojo controlador.
 
Han puesto balanzas, nutricionistas, esteticistas, revistas, programas de TV y modas para cumplir con el panóptico patriarcapitalista.
 
Nosotras, al haber internalizado sus pautas éticas y estéticas sobre nuestro cuerpo para su disfrute (el de ellos), e incluso como elemento de “empoderamiento” en la lógica patriarcapitalista donde “las que están buenas” mandan al acceder a los privilegios que el sistema reserva para ellas, hacemos de dieti-police sobre nosotras mismas.
 
Y nos sentenciamos a morir de hambre, tristeza y pobreza (vieron cuánto salen los tratamientos estéticos y los productos de dieta?!) por mano propia”, dice Moi Goldenhörn y esta imagen y las miles que vemos a diario en la calle, en las redes, en todos lados, de tratamientos, dietas, influencias FIT, famosas que nos cuentan/venden tratamientos, ilustran estas palabras. 

Cortemos el eslabón con esto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.